Grupo ICE advierte que hay información falsa circulando en las redes sociales

Aclaración ante aseveraciones infundadas que circulan actualmente:

 

  • Caso del P. H. Pirrís

Es falso que la planta hidroeléctrica Pirrís haya causado la inundación de la comunidad de Parrita.

El vertedero de excedencias de Pirrís, al igual que el de plantas como Reventazón, Cachí, Peñas Blancas y Angostura, cumple desde horas de la noche de ayer, la función de regular el nivel del embalse.

Esta operación es gradual y forma parte del protocolo establecido para amortiguar el efecto en las poblaciones y garantizar la infraestructura.

El vertido es inferior al caudal que el río está aportando. En el caso de Pirrís, el río reporta actualmente un caudal de ingreso de cerca de 1000 m3/s; sin embargo, gracias a una reducción preventiva del embalse, se ha podido verter un máximo de tan sólo 630 de m3/s.

El río Parrita está conformado por la unión del río Pirrís y el río Candelaria y el aporte del río Pirrís a la cuenca es de sólo de un 19%, por lo que no es posible atenuar totalmente la creciente.

La Tormenta Nate registra precipitaciones en esta zona de 300 mm en menos de 24 horas, registros que hacen similar este fenómeno a la Tormenta Alma, la cual afectó la comunidad de Parrita en mayo 2008, fecha en la cual no estaba construida la presa de Pirrís.

 

  • Caso del P.H. Capulín en Balsa de Atenas

Es falso que haya fallado la presa del proyecto hidroeléctrico Capulín, ubicado en Balsa de Atenas y construido bajo la modalidad BOT (Diseño-Operación-Construcción por sus siglas en inglés) para el ICE.  El boquete que se observa a la mitad de la presa, corresponde a la estructura de la descarga de fondo, aún en construcción.

Inicialmente el río fluía por un desvío, pero cuando el nivel del caudal superó esta estructura, continuó el cauce original y desde ese momento vierte por el boquete mencionado. No hay ningún represamiento en el lugar.

]]>